Odile Fernández, médico de familia y superviviente de un cáncer con metástasis, estuvo recientemente en el centro comercial La Morea explicando cómo superó su enfermedad cambiando radicalmente su dieta y su estilo de vida. Es escritora de tres libros sobre dieta anticáncer, y nos juntamos con ella para hablar de su experiencia como médico y como paciente.

A raíz de mi enfermedad, empecé a buscar información sobre que podía ayudarme a parte del tratamiento oficial y leí diferentes artículos basados en hortalizas, legumbres, fruta, semillas, frutos secos podían tener un efecto positivo en mi”. Se puso manos a la obra y de la noche a la mañana hizo un cambio de 360 grados en su alimentación: “Empecé a consumir todo en ecológico, siempre que se podía también alimentos frescos y locales y la mejoría fue notable”. Mejoró tanto que cada vez se sentía con mas energía y vitalidad, aunque estuviera recibiendo quimioterapia. “Se suponía que iba a estar más decaída, pero fue al revés y  en parte tuvo que ver en basar mi alimentación en productos ecológicos”.

A raíz de su propio proceso y de su positiva experiencia, Odile ha querido compartir su “secreto” con todas las personas, ya que descubrió que, sin dejar de lado los tratamientos médicos habituales, se puede tomar un papel activo gracias a una adecuada alimentación y un estilo de vida saludable en el que los alimentos ecológicos son de gran importancia. “El futuro va hacia lo ecológico, tiene que serlo porque sino este sistema será insostenible económicamente como medio ambientalmente”, destaca.

Ella apuesta por un menú equilibrado donde predomine la hortaliza y se consuma más pescado que carne. “Optar por lo ecológico, y poder aprovechar al máximo las propiedades que nos ofrece naturaleza”.  Todo ello local, fresco y de temporada. Preguntándole acerca de una de sus recetas saludables para esta temporada, nos recomienda el gazpacho, “ideal, sano y fresco”.

Aunque a muchas personas todavía les cuesta cambiar sus hábitos alimenticios, Odile cree que la sociedad cada vez está mas sensibilizada y también es mas accesible consumir en ecológico para todas las personas. Es esa también una de las razones por las que dio la charla en La Morea, para poder llegar a todas las personas. “Uno de los primeros cambios que propongo para el día a día es eliminar el azúcar, sobre todo, el azúcar oculto. Eliminar todas las bebidas azucaradas, bollería y pastelería industrial. También cambiar la harina blanca por integral, consumir pasta y arroz integral y disminuir la carne roja y el embutido”.

Por que una alimentación saludable y ecológica nos beneficia a todas y todos.

Fuente: Navarra ecológica